23 septiembre 2011

Excitante

La invité a tomar café, pero no lo quiso solo, ni con hielo, ni con leche, ni bombón, ni barraquito, ni zaperoco, ni carajillo, ni corto, ni largo, ni leche y leche. Al final me miró fijamente y se lo tuve que servir solo con besos.

5 comentarios:

Pedro Sánchez Negreira dijo...

El café ideal. Combate la depresión, ayuda a quemar calorías y favorece el sueño.

Un saludo.

Hiperbreves S.A. dijo...

Yo no lo hubiera definido mejor, Pedro.

Aniagua dijo...

Un café con dos besos!!
Deliciosa entrad

murdocke dijo...

que no me pregunte con que quiero mi café!!! le digo olvídate del café y ven para acá xD

Pedro Jimenez dijo...

Pues que suerte macho... a mi mi chica me pidió esta mañana un croissant.